Ventajas de los sistemas DCS

ventajas sistemas dcs

Si hablamos de automatización industrial, hemos de hacerlo de los distintos softwares que podemos encontrar. Hace poco desgranamos las ventajas de los software SCADA; hoy te explicamos las ventajas de un sistema DCS.

Índice


Motivos para elegir un sistema DCS

Para explicarte los motivos por los que un sistema DCS puede ser una muy buena opción para la fábrica, hemos de hacer referencia a su arquitectura, que permite dar respuesta a entornos exigentes y llevar a cabo tareas de control complejas.

Integración en forma de sistema

Los sistemas DCS comprenden en realidad varios sistemas de control diseñados para tareas o partes específicas de la planta que luego se unen en un todo.

Este es precisamente el motivo por el que este tipo de automatización permite una complejidad que no toleran otros software. Además, su arquitectura hace posible que los controles en planta se integren con sistemas de información como los ERP y los MES, que ayudan a la toma de decisiones en un nivel superior.

En este sentido, hay que tener en cuenta que la transformación digital de la que tanto se ha oído hablar en los últimos años marca una necesidad de analizar cada vez más datos, y el sistema DCS es el responsable de acercar este análisis también a los procesos.

Alto rendimiento y capacidad

Precisamente estas características son las que otorgan a los sistemas DCS su alto rendimiento, así como una alta capacidad que permite gestionar una gran cantidad de estaciones de trabajo de forma totalmente fiable.

La tendencia, de hecho, marca que estos están evolucionando hacia sistemas más modernos que responden a la necesidad de ejecutar procesos de forma rápida, conectar los distintos sistemas de la planta, tomar decisiones ágiles basadas en datos y reaccionar a posibles cambios.

Esta evolución se centra en funciones que aportan valor a la fábrica y en eliminar la dependencia física del sistema respecto a los controladores para hacerlo más sencillo y eficiente.

Escalabilidad

Esto es fundamental si existe un plan de crecimiento para la fábrica que contemple nuevas necesidades en un futuro relativamente cercano.

Decíamos que el sistema DCS tiene una arquitectura modular, es decir, integra diversos sistemas dedicados a tareas específicas en un conjunto para gestionar el funcionamiento global de la planta. Esto implica que siempre es posible integrar nuevos sistemas para dar respuesta a nuevas tareas o áreas.

Operaciones de control avanzadas

La conclusión es que el sistema DCS nos permite ejecutar operaciones de control avanzadas que no serían posibles de otra forma. Por ejemplo, un PLC (controlador lógico programable) puede controlar procesos, sí, pero no es apto para una estructura muy compleja porque presenta una limitación en cuanto a la cantidad de dispositivos de entrada y salida que admite.

Esto implica que, para entornos muy exigentes como los que a veces se dan en procesos batch, un DCS puede ser una mejor opción. Sin embargo, siempre es importante hacer una valoración de las necesidades de la planta para saber si es realmente necesario contar con este sistema o es preferible otra solución.

Sin duda, si analizamos las perspectivas de futuro de los DCS nos encontramos con instalaciones capaces de integrar muchas de las tecnologías que han llegado con fuerza y para quedarse: IIoT, inteligencia artificial y big data son algunas de ellas.

¿El reto futuro? Seguir explorando con sistemas cada vez más modernos, capaces de gestionar toda la información referente a los procesos, e integrar soluciones de ciberseguridad para incorporarlos en la planta de forma segura.

Para integrar en tu fábrica un sistema DCS o la solución de automatización industrial que mejor responda a sus necesidades, contacta con nosotros.

Tags:

Te asesoramos telefónicamente para mejorar el rendimiento de tu planta.

Déjanos tus datos y te llamaremos cuanto antes




Escoge tu sector industrial:

Responsable del tratamiento: Minorisa d´Electricitat Industrial S.A.U.

Finalidad del tratamiento: gestionar las consultas de los usuarios y atender las solicitudes.

Base legal para el tratamiento: el consentimiento otorgado con la aceptación de la presente Política de Protección de datos.

Destinatarios de los datos: no serán comunicados a terceras personas excepto por obligación legal.

Derechos: para ejercer los derechos de acceso, rectificación, portabilidad y supresión de sus datos y los de limitación y oposición a su tratamiento reconocidos por la normativa, puede enviar un correo a meinsa@meinsa.com.

Para más información sobre este tratamiento y como ejercer sus derechos puede consultar nuestra política completa de protección de datos en: www.meinsa.com.